viernes, 11 de agosto de 2017

Mis recomendados para el Día del Niño




Llega agosto y el bolsillo empieza a tiritar, en mi caso porque tengo amigas y hermanos que cumplen años, porque es mi cumpleaños, pero especialmente porque es el día del niño y me encanta regalarle a todos los niños que conozco, cosa que difícilmente puedo hacer y tengo que ser penosamente selectiva muy a mi pesar por el tema económico.

Así que me puse a pensar en esas cosas que no cuestan dinero, pero que nos "cuestan" tiempo, ese tiempo que a veces decimos que nos falta, pero seguramente no lo estamos pasando con los que más lo necesitan: nuestros hijos.


Acá están  MIS 5 RECOMENDADOS para el Día del Niño:

LLEVARLOS A UNA PLAZA (o un parque)

Cargá la bici, los patines, la pelota, una mantita, el mate y disponete a darles tiempo JUNTOS al aire libre y lo pongo en mayúsculas porque generalmente, si concretamos la salida, abrimos la puerta y ... ¡A jugar ellos solos!, que se entretengan con los juegos o que hagan algún amigo, que ya suficiente hicimos con llevarlos no? Mmmm el compartir es parte vital del disfrute, así que si seguís mi consejo mentalizate que vas a volver más cansado/a que cuando salías a bailar a los 20 años pero con una sonrisa de oreja a oreja que no te la saca nadie, te lo aseguro.



ABRAZARLOS MÁS DE LO HABITUAL

Sorprendelos con un abrazo que dure 10 mississippis, y contalos con ellos, que va a ser más divertido, descolocalos, que te miren como diciendo ¿Vos sos mi papá? ¿Estás seguro?... y cuando salgan de ese asombro, los levantás en el aire y les das una vuelta de esas que hacías cuando eran bebés, claro que ahora te va a quedar un dolor de lumbar que ni te cuento, pero VALE LA PENA CARAJO!!



REVOLCARLOS EN EL PISO 

Esto aplica a niños de hasta 10 años mas o menos (los más grandes seguro te tiran a vos!). Les cuento que a mi hija le encanta que la persiga por toda la casa. Cuando la alcanzo, la tiro al piso y la hago retorcerse de las cosquillas... las carcajadas se escuchan a 2 cuadras.
Así que mi consejo es olvidate de la ropa, de que ya no tenés edad, de que tenés cosas que hacer y tirate al piso con tus hijos, cambiá la perspectiva, desde abajo todo se ve más grande, incluso la felicidad.





JUGAR A ALGO QUE ELLOS ELIJAN

No me digas que es aburrido, ni que preferís estar viendo Netflix, sé más inteligente y dedica un tiempo a jugar a algo que ellos prefieran. Si sos fan de la PlayStation quizás sea más entretenido, pero sino puede ser el ludo o quizás el juego de la oca, al burako, un juego de cartas o el viejo y nunca bien ponderado Tutti Frutti que nos hace pensar.
¡Le pongo la firma a que la vas a pasar mejor de lo que pensás!





ESCUCHARLOS (pero atentamente eh!)

Nunca subestimes el poder de una charla, no importa la edad que tengan tus hijos, cuando se hacen las preguntas correctas surgen respuestas esclarecedoras.  Ellos se dan cuenta cuando les prestamos atención o si solo estamos en "Modo Avión", sin ningún tipo de conexión con lo que quieren comunicarnos.
Recordá que ellos están creciendo todo el tiempo y la misma pregunta seguramente tendrá diferentes respuestas en las distintas etapas de su vida. No des nada por sentado, hablales y miralos, que mañana ya no serán los mismos.



No es que quiera tirarte un bajón, pero el tiempo no vuelve, y "Tus hijos seguirán tu ejemplo, no tus consejos".
No tengas miedo de sacar a tu niño interno y jugar con tus hijos, ponerte a la par y vibrar con sus ocurrencias... ¡¡ FELIZ DIA NIÑOS!!


Mis redes sociales:
Instagram
Facebook
Twitter
Pinterest







No hay comentarios:

Publicar un comentario